La siembra de la buena doctrina

También sé que con frecuencia se os ha tenido como importunos y se os ha visto como molestos, y en fin que no los habéis persuadido. Tal vez por semejante motivo os habéis vuelto algo remisos. Pero que os consuele Pablo que dice: La caridad todo lo espera, todo lo cree: la caridad nunca se…

Mi padre y la muerte. Testimonio

La posibilidad cierta de la muerte violenta no le surgió ni por extrañas visiones ni por dones de adivino. Las amenazas llegaban por teléfono, todos los sábados a las 11 de la mañana (por lo matos aquellas de las que tuvimos noticia, porque varias veces atendieron el teléfono mi madre o la empleada…). Jamás, por…

Ante una gran lección

“Todos los tiempos son de martirio. No se diga que los cristianos no sufren persecución; no puede fallar la sentencia del Apóstol: Todos los que quieran vivir piadosamente en Cristo Jesús, padecerán persecución (2 Tim. III, 12). Todos, dice, a nadie excluye, a nadie exceptúa. Si quieres probar ser cierto ese dicho, empieza tú a…

Vino en la oscuridad de la noche

“Ha aparecido la bondad de Dios, nuestro Salvador” (Tt 3,4 Vulg.) y su amor al hombre. Gracias sean dadas a Dios, que nos da abundantemente su consuelo en medio de esta peregrinación, en este destierro, en esta miseria… Antes de que apareciese la humanidad de nuestro Salvador, su bondad se hallaba también oculta. Ciertamente, ésta…

Vieron al Niño, con María, su madre, y cayendo de rodillas, lo adoraron

Los magos encontraron a una pobre joven con un pobre niño cubierto de pobres mantillas (…). Pero, al entrar en esta gruta, experimentan un gozo que no habían experimentado jamás (…). El Niño divino se alegra: señal de la satisfacción afectuosa con que acoge las primeras conquistas de su obra redentora. Los santos reyes dirigen…

El hombre huye de sí mismo

Si no tuviésemos la funesta inclinación de huir de nosotros mismos, si la contemplación de nuestro interior no nos repugnase en tal grado, no nos sería difícil descubrir cuál es la pasión que en nosotros predomina. Desgraciadamente, de nadie huimos tanto como de nosotros mismos, nada estudiamos menos que lo que tenemos más inmediato y…

La Escuela como locus amoenus

+ Sócrates. -Vayamos por la orilla del Iliso, y allí, donde mejor nos parezca, nos sentaremos tranquilamente. (…) Ve delante, pues, y mira, al tiempo, dónde sentarnos. Fedro. -¿Ves aquel plátano tan alto? Sóc. -¡Cómo no! Fed. -Allí hay sombra, y un vientecillo suave, y hierba para sentarnos o, si te apetece, para tumbarnos. Sóc….

Libro recomendado

+ Como me gocé leyéndolo me gozo ahora recomendando estas páginas que le harán revivir a quien las lea y medite con fe, el misterio de la divina regeneración y la vida filial, secreto escondido en todas y cada una de las parábolas pero revelado aparte a los hijos por Jesucristo, el Hijo, el enviado…

La concepción de Isabel

Isabel concibe, pero según narra Lucas, se mantiene oculta durante cinco meses. Al sexto mes, tendrá lugar en María Santísima la concepción de Cristo (v. 26). Esta sucesión temporal, tiene también su significado. Puede tratarse de la relación entre los dos Testamentos. El Antiguo sólo hace verdaderamente manifiesto su significado a la luz del Nuevo….

La visitadora

Era Belén y era Nochebuena la noche. Apenas si la puerta crujiera cuando entrara. Era una mujer seca, harapienta y oscura con la frente de arrugas y la espalda curvada.  – Venía sucia de barro, de polvo de caminos. – La iluminó la luna, y no tenía sombra. Tembló María al verla; la mula no,…